La nostalgia vende

Es posible que si durante estos días escuches la radio te encuentres con un anuncio de Chimo Bayo. El mítico dj valenciano nos recuerda que la música electrónica se creó hace casi 40 años y que quizás sea hora de pensar en un plan de jubilación. Bayo ha sido elegido por Bankia para su nueva campaña publicitaria, que desde aquí aplaudo por su originalidad. La generación que creció bailando al ritmo de Bombas, La tia Enriqueta o Así me gusta a mí empieza a tener esa edad en la que mira hacia su madurez. Bankia ha encontrado en Chimo Bayo una referencia de aquella generación, y que ésta les recuerde que tienen una edad como para hacerse un plan de pensiones me parece realmente interesante.

El de Bankia es solo un ejemplo del gran negocio que supone hoy en día la nostalgia. Es cierto que ésta ha existido siempre, pero en nuestros días ha generado un negocio destacable.  Si nos vamos al producto final no es raro visitar tiendas como H&M o cualquiera del grupo Inditex para encontrarnos sudaderas con el logo de Kodak o con camisetas que simulan el merchandising promocional de la consola Master System de Sega. Hablando de consolas, ¿Somos conscientes del negocio que ha supuesto la reedición de consolas clásicas en formato compacto? Este pasado junio en Estados Unidos la consola más vendida no fue ni la Xbox One ni la Playstation 4, ni siquiera la Nintendo Switch. Quien lideró este ranking fue la NES mini, una reedición de la mítica consola de los ochenta fabricada por Nintendo. Junto a su hermana mayor, la Super Nintendo mini, suman más de 10 millones de consolas vendidas. Hablamos de al menos 700 millones de facturación solo con estos productos sin contar accesorios oficiales.

Pero la nostalgia va más allá. Series como Strange Things reviven los ochenta, al igual que otras series de la propia Netflix como Madres Forzosas o Sabrina. Y sin irnos tan lejos, podemos hablar del fenómeno Yo Fui a EGB. Una simple blog que revive aquellos años que hoy cuenta con más de millón y medio de seguidores en Facebook, del que se han publicado 4 libros, juegos de mesa y hasta una gira en la que podremos ver bandas y estrellas de los 80. Y no nos queremos olvidar de la reedición del Nokia 3310, probablemente el teléfono móvil más querido y recordado de la época. ¡Si hasta Kodak ha lanzado una nueva cámara Super 8!

La nostalgia como herramienta de marketing

Después de esta retahila ha quedado claro que la nostalgia es un movimiento que está generando grandes beneficios a muchas compañías. La añoranza a esos años de infancia o juventud y las posibilidades que tenemos de revivir aquellas experiencias hoy pueden ser una buena base desde la que hacer negocio, pero también pueden ser útiles como herramienta de marketing. Bankia lo tuvo claro con Chimo Bayo, pero no ha sido la única marca.

Toyota celebra 25 años de su sello de tecnología híbrida y para ello lanzó una campaña con todos los símbolos que han marcado  la historia de nuestro país en el último cuarto de siglo. El mítico Cobi o el lazo rojo son solo algunos ejemplos de simbología nostálgica que aparecen en el spot. El cocktail de nostalgia, historia y valores que hace el fabricante asiático ofrece un resultado que creemos positivo para su marca.

Rememorar el pasado de una marca y generar añoranza puede ser interesante para conectar a ésta con su comunidad, siempre que se sepa gestionar debidamente el mensaje. Como todo contenido, debe cuidarse tanto la imagen como el mensaje, haciéndolo creíble y atractivo para la audiencia. Ojo, también deberemos hacer una reflexión previa antes de dar cualquier paso nostálgico. Debemos conocer a nuestra audiencia y lanzarles el mensaje correcto. El anuncio de Bankia, orientado a un público que se mueve por los 40-50 años no hubiese tenido la misma conexión si lo hubiese lanzado, por ejemplo, David Bisbal. Son celebridades que generaron impacto en generaciones diferentes.

Parece que en los tiempos del 5G, de las pantallas 4K y del streaming lo que pone son las consolas de 16 bits y las cintas de casettes. Y oye, tiene su encanto.

 

 

 

Escribe un Comentario

Su correo nunca será publicado ni compartido. Los campos requeridos están marcados *

*
*